"Ningún ex novio me ha reclamado", asegura Jacky Bracamontes

Mezcalent

Al hablar sobre sus polémicas declaraciones en su libro La Pasarela de Mi Vida.

18 de Mayo del 2017. Por TVyNovelas.com US / Mezcal TV

Jacqueline Bracamontes asegura que el escribir su libro autobiográfico La Pasarela de Mi Vida le ayudó en muchos aspectos y hasta lo consideró terapéutico, al enfrentarse a momentos tan fuertes como la perdida de su bebé, hecho que la cambió definitivamente.

"A la hora de leerlo te das cuenta que soy una chava súper tranquila, súper ingenua, que los golpes de la vida, pues te han hecho aprender poco a poco. Y hay veces que varias cosas me pasan y sigo sin aprender, pero bueno, ya después de haber leído el libro cinco veces, creo que ya me quedó muy claro: aquí cometí un error, aquí otra vez, aquí otra vez, bueno ¿a qué hora voy a aprender?, ya es hora ¿no?", cuenta.

Pero definitivamente, aseguró que, "un suceso que marcó mi vida y que me cambió al cien por ciento y que me hizo ver las cosas de una manera distinta es cuando perdí a mi bebé, o sea, cuando vives algo tan fuerte ya no puedes seguir siendo la misma".



Sin embargo, Jacky confiesa que aún lo más difícil fue contar su historia con sus ex novios. "La parte de que empiezo en los 14 o 15 años con los novios, eso ya me costó trabajo porque estás involucrando a otra persona, y digo, son vivencias", señalar.

"Ahora sí que yo escribí lo que a mí me tocó vivir, desde mi punto de vista, pero obviamente hay otra versión, otras versiones, ¿me entiendes?, pero sí me costó trabajo porque ahí afectas a otras personas", agrega.



Y hasta ahora, nadie le ha reclamado nada, asegura con convicción.
"Ya está, ya lo escribí y si alguien de ellos se acerca a mí a platicarme sus impresiones, reclamarme o lo que sea, ya me tocará enfrentarlo en ese momento, pero hasta ahora no ha pasado", expresa.

Su esposo Martín Fuentes aún no se ha decidido leer el libro, en especial la parte donde Jacky habla de sus anteriores relaciones. "No lo ha leído, ya lo tiene ahí porque ya se lo di, pero dice que cuando lo lea se va a saltar la parte de los novios...", dice.

"... Y creo que se me hace muy inteligente porque yo le digo: 'Lo que no fue en tu año, no hace daño', pero como para que qué echarle limón a la heridita y no sé,  son cosas muy personales, pero si él decide leerlo ahí está, pero no se puede enojar, no puede", expresa con humor.

La actriz y su esposo tienen claro que además de amor, deben que también de ponerles límites a sus hijas Jacky, Carolina y Renata. "No puedo decir que tenemos un rol cada uno, Martín y yo, depende de la situación", aclara.

"A mí me gusta ser una mamá que educa con amor, pero con reglas, poniendo límites, entonces si llega un momento donde sobrepasan esos límites y pues hay que ser firme, pero normalmente soy muy amorosa", sostiene.

Y concluye: "Y el papá es súper consentidor, el más consentidor de la vida, pero igual, en el momento que tiene que poner límites los pone claramente y las niñas los saben, ya cuando papá se enoja "¡aguas!".