Accidente deja sin cantar ¡a Larry Hernández!

Accidente deja sin cantar ¡a Larry Hernández!

Accidente deja sin cantar ¡a Larry Hernández!

AFP/Web/Archivo

Luego de estar seis meses fuera de los escenarios debido a un terrible accidente, Larry Hernández confiesa que ha encontrado otras formas de hacer dinero

05 de Julio del 2018. Por Alonso Collantes

El pasaso 29 de diciembre, Larry Hernández sufrió una aparatosa caída en bicicleta que le provocó la pérdida de varios dientes, cortes en el rostro y un gran susto. Luego de estar alejado de los medios de comunicación por seis meses y recibir varias cirugías reconstructivas, el cantante de regional mexicano reapareció ante la prensa más positivo que nunca. Pese a la mala racha que ha venido experimentando tras su arresto en 2015 por un presunto secuestro y agresión en Carolina del Sur, seguido por este terrible episodio, Hernández descarta la idea de que alguien le haya hecho algún tipo de trabajo negro para perjudicarlo, y aunque reconoce que estar fuera de los escenarios es un duro golpe para su bolsillo, ha sabido salir a flote económicamente gracias a la agricultura y otros negocios que se niega a revelar.

CUANDO MI HIJA ME VIO, SE ASUSTÓ”

¿Cómo estás?

Muy bien. Ya tenía seis meses fuera de los medios, y en redes sociales empecé a transmitir cosas de lado, porque no tenía las placas provisionales que traigo ahorita en la boca, para darle novedades a la gente de mí. Gracias a Dios estoy bien, regresando a hacer lo que más me gusta, la promoción de la temporada número seis de Larrymanía y grabando ya la temporada número siete.

¿Cómo han sido estos seis meses lejos de todo?

El proceso lo quise llevar fuera de cámaras, por eso decidí hablarles, porque me siento mejor. No podía hablar frente a una cámara por las heridas que tenía. Fue bien difícil la recuperación del habla. Me tocó batallar mucho con algunas palabras y letras. Hacer entrevistas me cae bien porque así ejercito los músculos de la boca. Al momento que me hicieron las cirugías me jalaron parte de la boca hacia arriba y quedó todo muy mal. Todas estas terapias me sirven para poder volver a cantar. Una marca en la cara no me importa, lo que me importa es poder regresar a los escenarios bien.

¿A cuántas cirugías te has sometido?

Me hicieron dos y después volví para una más. Dentales he tenido varias. La primera vez duré unas ocho horas. Regreso a Los Ángeles porque tengo otra más. 

¿Cómo has vivido este proceso?

Ha sido muy duro, porque cuando se me rompieron los huesos en los que van los dientes, perdí los de arriba y de abajo. Tardó mucho en sanar y que estuviera listo para los implantes de titanio. Gracias a Dios, en tres semanas mis huesos se recuperaron rápido debido a que empecé a alimentarme mejor para tener una regeneración celular inmediata. Llevo desde febrero sin comer carne.

“MUCHAS PERSONAS DICEN QUE ME PASÓ ESTO PORQUE SOY NEGATIVO”

¿Cómo les afectó este accidente a tus hijos?

Cuando mi hija recién me vio se asustó. De hecho, tuvieron que platicar con ella antes. Al verme la cara le impactó muchísimo porque traía puntos por todos lados, estaba todo golpeado. Mis hijos estuvieron conmigo todo el rato en el hospital, y Kenya me ayudó en todo momento. Los primeros tres meses tuve que tomar comida líquida.


¿Cómo planeas regresar a los escenarios con tu música?

Quiero regresar con algo fresco, diferente, y para eso tengo que pensar con tranquilidad. Estoy buscando esa paz espiritual en mi persona para poder regresar en óptimas condiciones.

Primero fue la cárcel y ahora este accidente, ¿a qué atribuyes esta mala racha?

Creo que las cosas negativas siempre van a estar, lo positivo es lo que puedes traer a tu vida. Muchas personas dicen que me pasó esto porque soy negativo. No es así. Si me pasaron esas cosas era porque el destino estaba así. Ahora me pasa esto... pues, creo que ya estaban escritas en mi vida. Un amigo me dijo: “¡Oye, hazte una limpieza, loco!”. 

¿Piensas que alguien te ha hecho brujería o algo así?

No. Estando bien con Dios no pasa nada. No pienso en esas cosas, tampoco creo que las cosas me hayan sucedido por una brujería. Una vez mi mamá me enseñó que en Facebook una señora tenía mis fotos con unos diablos... ella estaba espantada. El texto decía que era para jod... a Larry Hernández, y sí me jod..., ¿no? (risas). Uno deja entrar lo que crees.

¿Cuándo vuelves a los escenarios?

No lo sé. Ahorita no tenemos ninguna fecha, pero cuando esté bien y me sienta bien, lo haré. Tengo que terminar este proceso de terapias, y mi boca aún tiene unos cuatro meses más para que todo esté bien. Necesito hacerme varias cosas y que mi voz esté bien. Primeramente Dios, y cuando pueda estar cómodo en todo, anunciaría cuándo estaré de regreso.

“ME DEDICO A LA AGRICULTURA”

¿A nivel económico estás bien, ha habido carencia?

No, para nada. Me dedico a la agricultura y acabamos de sembrar más de mil hectáreas de maíz. Tengo otros negocios que no te voy a decir pero, bendito sea Dios, si no hay pan como frijoles con tortilla sin problemas. A mí eso no me pega, me dedico a otras cosas aparte de la música, y es una bendición que me di cuenta de que se puede vivir sin hacer música y puedo estar un año sin la música. Sí te pega, obviamente, porque son entradas buenas de dinero que te caen, pero no todo en la vida es dinero. Sí me he puesto a pensar en los gastos que tengo cada mes, pero he salido adelante y así saldré aunque coma frijoles, y son los que me manda mi papá de allá de Culiacán, de esos que vienen en costal, de los buenos.

Lupillo Rivera y tú son buenos amigos, ¿qué opinas de su divorcio?

Tuve unas llamadas y unos mensajes en los cuales le doy todo mi apoyo en cualquiera de la decisión que hayan tomado los dos. La última vez que los vi fue en mi cumpleaños, en marzo 10. Los vi felices y contentos, jugamos lotería, como siempre lo hacemos, pero esta noticia nos tomó de sorpresa, como a todos. Ellos estuvieron conmigo el día que yo regresé al hospital el 31 de diciembre, cuando todo el mundo festeja. Ninguno de mis amigos fue, sólo Mayeli y Lupillo, lo que significa que para mí son personas muy especiales. No me meto en sus problemas, pero tienen nuestro apoyo. No lo he vuelto a ver, y el día que él quiera platicar conmigo aquí estaré.

¡Te casas, felicidades!

Sí, me caso. Si ese día están los dos ahí, que estén. Son mis amigos y les deseo lo mejor por el bien de sus hijos. 

LO QUE SABEMOS DE LA SEXTA TEMPORADA.

La sexta temporada de este reality que ha cautivado a la audiencia latinoamericana, cuenta con 15 episodios en los que se mostrará la evolución de Larry como persona luego de salir de la prisión. 

En Larrymanía también se retoma su carrera musical y la forma en que enfrentó nuevos desafíos dentro y fuera de los escenarios. Mientras tanto su prometida, Kenia Ontiveros, se centrará en su carrera profesional para expandir su línea de belleza, lo que podría ocasionar conflictos en su relación. 

Larry Hernández es uno de los cantantes de la música regional mexicana más queridos y seguidos, y ahora también de la televisión latina.

Con Larrymanía, Telemundo Internacional lleva a la pantalla chica su día a día y su lado más íntimo, junto a su pareja Kenia y las hijas de la pareja: Daleyza y Dalary Hernández. Sus fans en México podrán ponerse al día este verano viendo la sexta temporada por Telemundo Internacional, que cuenta con 15 episodios.