Inés Gomez Mont celebra con fans el baby shower de su sexto hijo

Inés Gomez Mont celebra con fans el baby shower de su sexto hijo

Inés Gomez Mont celebra con fans el baby shower de su sexto hijo

Jaime Nogales

Inés Gómez Mont fue agasajada por su club de fans en honor a la próxima llegada de su hija María

12 de Abril del 2018. Por Liliana Lejarazu

Inés Gómez Mont se reporta lista para el nacimiento de su hija María, su sexto retoño, y para celebrarlo, su club de fans, Las fodongas de Inés, le organizaron un baby shower al que la acompañamos. Cerca de 200 seguidoras se dieron cita en un restaurante al sur de la Ciudad de México para agasajar a la famosa mamá, quien no cabía de la felicidad y se tomó la foto del recuerdo con cada una de las invitadas. El festejo fue amenizado con mariachi, y en medio de porras y llena de regalos, Inés platicó con nosotros sobre su dulce espera.

ESTOY A DOS MESES DE DAR A LUZ”

Ya estás en la etapa final de tu embarazo, ¿cómo te sientes?

Muy contenta, estoy a dos meses de dar a luz, me he sentido muy bien y agradecida con esta convivencia, sobre todo por el tiempo que se tomaron en organizarlo y venir; sé que de repente es complicado para las que trabajan y son mamás, no saben cómo valoro estos detalles.

¿Qué tienes planeado para el nacimiento de tu hija?

María nacerá en la Ciudad de México, como todos mis hijos, y será por cesárea, como las veces anteriores, por eso cada vez me dejan menos embarazarme por lo delgado del útero, pero esta será mi cuarta cesárea y la última, ahora sí. 

¿Cuándo tienes programada la cesárea?

Para los primeros 15 días de junio; la verdad, María ha sido una bebé que se porta muy bien, apenas fui al ginecólogo para mi revisión y va creciendo, se mueve muchísimo, yo creo que va a salir un poco acelerada, pero no me ha dado ninguna lata, ya hasta mal me siento con ella porque he andado de arriba abajo y no he parado, entonces ya voy a bajarle al ritmo para dedicarme a empollar.

Tu niño más pequeño apenas cumplirá dos años, ¿cómo ha tomado tu embarazo?

Bosco todavía no entiende bien por qué alguien más le está robando su cuarto, por qué entra un tapete rosa y por qué su avioncito no está, pero él está en el enten- dido de que es niño grande y ya duerme con sus hermanos, pero de pronto entra en conflicto y dice que también él es bebé y quiere que lo cargue, lo duerma y le dé la leche; para él es complicado saber que una vieja viene a desbancarlo, además, me pidieron en la escuela que ya le quitara el pañal para que no sufra tantos cambios a la llegada de María.

¿Y tu hija Inesita qué dice?

Es la que empieza con los celos y no lo puedo creer porque es la que más pidió tener una hermana, pero ahorita ya entró en un conflicto y me dice: “Mamá, pero ella no va a ser tu consentida, ¿verdad?, dime que yo siempre voy a ser la consentida”. Ahorita está resintiendo el tema de que llega otra mujer a la casa, sobre todo por mi esposo, porque Inés ha de decir: “Ya no me va a querer como me quiere porque va a llegar su princesa”; entonces hay que apapacharla mucho, es lo que me dice la psicóloga, y hay que explicarle que al final del día así es la vida. 

¿Ya tienes todo listo para la llegada de María?

Me estoy mudando en este momento, pero se va a acoplar a las circunstancias en las que llegue, aunque no me falta nada. Bendito sea Dios todo ha sido heredado por los otros hermanos; la ropa no, a diferencia de Bosco, que como dice mi marido, es el grandísimo heredero porque le tocan hasta los calzones de los hermanos.

“LLEVO SIETE KILOS EN LOS SIETE MESES DE EMBARAZO”

Casi no has subido de peso, cuéntanos tu secreto para mantenerte espectacular...

Me he cuidado mucho, me chocan esas que dicen: “Es mi metabolismo”. ¡No! No saben el esfuerzo que he hecho, llevo siete kilos en los siete meses de embarazo, y la verdad, voy muy bien y la bebé está perfectamente de peso, como muchísimas verduras y cosas que realmente nutren a la bebé, no me echo tantos antojos como quisiera.

Te ves muy bien...

Muchas gracias, ahora soy una persona más consciente de la importancia de la alimentación en el embarazo, porque de pronto no nos damos cuenta o no sabemos, y decimos: “Se me antojó un cacahuate”, y hasta te dicen: “Cómetelo, porque si no, tu bebé va a nacer con cara de cacahuate”, y eso hace que las mujeres lleguen a unas obesidades que son muy peligrosas y pueden provocar el nacimiento prematuro de su hijo o padecimientos como diabetes y preeclampsia; entonces, hay que hacer mucha consciencia que desde el vientre uno le da las defensas a los bebés y hay que alimentarse muy bien.