Sandra Muñoz: Mi embarazo no fue secreto

Sandra Muñoz: Mi embarazo no fue secreto

Sandra Muñoz: Mi embarazo no fue secreto

La manizaleña tuvo hace un año a su tercera hija. Nos habló en exclusiva de su embarazo y de su vida personal

10 de Abril del 2017. Por Ánkar Brito Lozada Fotos: Hernán Puentes

La manizaleña Sandra Muñoz (37 años) subió hace poco una foto suya acostada en una cama con sus dos hijas menores: Sofía y Alexa. Pero sus seguidores no entendían lo que estaba pasando. Como dice ella, no asimilaban que los pies que aparecían en la imagen era de su tercera hija, Alexa (1 año). En la foto no aparece su hijo mayor, Julián, de 16 años de edad.

Por eso, surgió la pregunta: ¿En qué momento la tuvo?, si siempre ha subido fotos en vestido de baño y exhibiendo su cuerpazo. Sandra, la Mejor cola de la TV en 1996, nos habló en exclusiva de su vida sentimental y de su tercer embarazo.

 

Llevas trece años por fuera de Colombia…

“Sí, duré tres años en Miami (EE. UU.) y nueve en República Dominicana; pero  siempre estuve viniendo mi país. En ese tiempo participé en el reality Mundos opuestos (2012). También actué en La  Madame, y ahora estoy buscando proyectos”.

 

¿A qué estás dedicada?

“A mis tres hijos y mis negocios: tengo un centro de estética en Republica Dominicana. Saqué la línea de ropa interior Soal, by Sandra Muñoz, y estoy produciendo unos productos de belleza, que pronto sacaré al mercado”.

 

¿A qué público va dirigida la ropa interior?

“Quiero que les llegue a todas las mujeres que deseen usar ropa bacana. Los pantis no tienen costura y son de colores superfuertes. Es ropa que se puede exhibir, inspirada en la mujer relajada, como soy yo”.

 

¿Quieres regresar a la televisión?

“Pues sí. Cuando comiencen a llegar las propuestas las estudiaré. Aunque ahora estoy dedicada a muchas otras cosas; sin embargo, estoy abierta a las propuestas”.

 

Acabas de ser madre por tercera vez…

“Sí, tengo una bebé de un añito, se llama Alexa. Esa muchachita me tiene completamente loca, tal vez porque la tuve en un momento de madurez, de tranquilidad, de aspirar a otros ideales…”.

 

Lee este artículo completo en la edición impresa de TVyNovelas